Refuerzan las UCI ad portas del pico de la pandemia

 Refuerzan las UCI ad portas del pico de la pandemia

El Distrito se acerca a los 800 casos de COVID-19 y más de la mitad están activos, por ello las acciones, cuando se estaría llegando al pico de la pandemia, se centran en reforzar la atención hospitalaria.

Mientras que los casos de COVID-19 en Barrancabermeja continúan en ascenso, luego del subidón del fin de semana que significó la aparición de 100 nuevos pacientes con la enfermedad, también se conoció en las últimas horas acerca del avance en materia de atención en salud, con la llegada de nuevos equipos para las camas UCI y el aumento de protocolos en la industria petroquímica.

Por un lado, Ecopetrol le salió al paso a los cuestionamientos acerca de los supuestos contagios en masa que estarían teniendo lugar en el complejo industrial e informó que a la fecha son 3.366 pruebas las que se han realizado en la refinería de Barrancabermeja.

Asimismo, la estatal petrolera reforzó su planteamiento al explicar que se aumentará el número de pruebas diarias a sus trabajadores.

“Diariamente a trabajadores directos se están tomando hasta 40 pruebas PCR –COVID-19. Este número se incrementará a partir de la próxima semana a 50 pruebas, con lo cual al mes se realizarán 1.000 pruebas para cubrir el 100% de los trabajadores que actualmente están al frente de la operación.

Además, los protocolos de bioseguridad son evaluados periódicamente para verificar su cumplimiento. Estos incluyen la dotación de tapabocas quirúrgico y caretas en acrílico de uso individual, máscara con filtro P100 para actividades propias de la operación en las áreas industriales, alcohol y gel antibacterial”, señaló Ecopetrol.

Finalmente, la compañía de petróleos indicó que tiene en marcha, desde hace casi tres meses, una estrategia de Búsqueda Activa Comunitaria, lo que ha permitido un mayor control de la pandemia.

Nuevos ventiladores

A la par con las acciones en la refinería de Barrancabermeja, se hizo oficial ayer la llegada de los 10 nuevos ventiladores mecánicos, que reforzarán a los sectores público y privado.

Según explicó el alcalde Alfonso Eljach, la ciudad empezó el año con 22 camas UCI y la meta es que al finalizar esta semana haya 45 funcionando.

Como se recordará, la ocupación de las Unidades de Cuidados Intensivos hasta la semana pasada era cercana al 50%.

“… Esta dotación fue posible gracias a la alianza con el Hospital Regional del Magdalena Medio, el sector privado y gracias al apoyo del gobernador de Santander, Mauricio Aguilar, y el Gobierno Nacional.

Estamos trabajando con distintas clínicas de la ciudad y vamos a seguir fortaleciendo la capacidad institucional de nuestro equipo de salud”, dijo el mandatario.

Cabe señalar que siete pacientes con síntomas de COVID-19 ocupaban hasta ayer camas UCI en Barrancabermeja.

Tomada: Vanguardia.

producci

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *