La masacre del Campín y otros hechos de violencia de la historia de Santander

 La masacre del Campín y otros hechos de violencia de la historia de Santander

Hoy se cumplen 22 años de uno de los hechos de violencia más tristes de la historia de Santander, la masacre del Campín. Para conmemorar esta fecha, Vanguardia le presenta una lista de los principales hechos violentos que han ocurrido

Lo sucedido el 16 de mayo de 1998 partió en dos la historia de Barrancabermeja, pues no solo dejó una huella en las 32 familias de la víctimas de la llamada Masacre del Campín, sino que también simboliza la época de violencia que se dio en esos años en la pugna entre paramilitares y guerrilleros por el control del territorio en esa zona del Magdalena Medio.

Ese día, siete personas fueron asesinadas y 25 más secuestradas por las Autodefensas de Santander y Sur del Cesar. Semanas después, los paramilitares mataron a los retenidos en una zona rural cercana al corregimiento San Rafael de Lebrija. Los hechos habrían sido ordenados por Guillermo Acosta, alias ‘Camilo Morantes’.

La masacre del Campín y otros hechos de violencia de la historia de Santander

Un grupo de 20 paramilitares comandados por Mario Jaimes Peña, alias ‘El Panadero’, fueron los responsables de esta masacre, que cobró la vida de 32 personas. El paramilitar entregó declaraciones a la justicia donde señaló que presuntamente miembros de la Fuerza Pública, DAS y Ejército en Barrancabermeja colaboraron en esta incursión paramilitar.

Y aunque la versión del Panadero permitió para los familiares conocer parte de la verdad de lo que pasó ese día, para algunos de ellos es claro que no todos los responsables han enfrentado a la Justicia y que hay cosas que aún no se han esclarecido del todo.

Al final, la Masacre del Campín es uno de decenas de hechos violentos que ocurrieron en Santander y que nos recuerdan que hace tan solo un par de décadas era uno de los departamentos más golpeados por el conflicto armado en el país

Vanguardia presenta una lista de otros hechos de violencia que ocurrieron en el departamento en el último siglo, en el marco del conflicto armado.

La Toma de Simacota

7 de enero de 1965: ocurrió la primera incursión armada del Eln en el municipio de Simacota. Durante el hecho, el grupo guerrillero dio a conocer el “Manifiesto de Simacota” con su ideal político y social. Los 27 subversivos que participaron, entre los que se encontraban Nicolás Rodríguez, alias Gabino y La Mona Mariela, asesinaron a tres policías y dos soldados y asaltaron distintos comercios, llevándose un botín de $60.000.

Con esta primera acción, el Ejército de Liberación Nacional daba a conocer su apuesta política de una lucha armada contra el imperialismo y la oligarquía, donde la unión de campesinos, obreros y estudiantes universitarios buscaban “derrocar un gobierno de engaño y violencia”. La jornada terminó con la consigna “¡Liberación o muerte!”.

Luego del nacimiento del ELN, se dio el Combate de Patio Cemento entre miembros de esa guerrilla y tropas de la Quinta Brigada. En estos hechos falleció el sacerdote y líder de izquierda Camilo Torres Restrepo.
La masacre del Campín y otros hechos de violencia de la historia de Santander
14 hombres asesinados en Cimitarra

13 de abril de 1987: 14 campesinos fueron asesinados en la vereda Número Siete en Cimitarra. El suceso se dio luego de que 90 hombres de las Autodefensas de Puerto Boyacá al mando de Henry Pérez y Gonzalo Pérez llegaran a la zona. En la masacre, los hombres sometieron a la población a hacer una lista de supuestos colaboradores de las Farc.

Según lo relatado por testigos, los habitantes fueron llevados a las orillas del río Carare donde fueron asesinados. Por estos hechos, la Fiscalía acusó a Arnubio Triana Mahecha, alias ‘Botalón’ y Luis Alberto Peláez Rodríguez, alias ‘Michín’ como presuntos partícipes en la masacre.

La masacre del Campín y otros hechos de violencia de la historia de Santander
La Masacre de Llana Caliente

29 de mayo de 1988: en la vereda Llana Caliente ocurrió una masacre que dejó 50 muertos y 27 heridos entre campesinos y soldados del Ejército Nacional. Los hechos ocurrieron durante una manifestación liderada por más de 3.000 campesinos, quienes marchaban hacia la autopista panamericana.

La movilización en esta importante carretera quería sumarse al paro campesino que se adelantaba en el nororiente del país. Entre las consignas que motivaban a los manifestantes estaba “Ni por el MAS, ni por el menos, ni por el putas, retrocedemos”, en protesta al gobierno de Virgilio Barco. Los campesinos exigían el desmonte del grupo paramilitar Muerte A Secuestradores (MAS) que había sido el autor de varias masacres en la zona.

En esta vereda de San Vicente del Chucurí, el Batallón de Infantería No. 40 “Luciano D’elhuyar” fue el responsable de las muertes. Testigos aseguran que este fue el desenlace de meses de hostigamiento por parte de miembros de este batallón, quienes acusaban a los campesinos de tener entre sus filas a guerrilleros infiltrados.

La masacre del Campín y otros hechos de violencia de la historia de Santander
La Masacre de La Rochela

18 de enero de 1989: en el corregimiento La Rochela, municipio de Simacota, fueron asesinados 12 funcionarios judiciales que se encontraban investigando varios delitos en la zona. La masacre que se conoce con este nombre, fue perpetrada por un grupo paramilitar bajo el mando del Cartel de Medellín.

15 funcionarios fueron enviados al lugar a investigar la relación de civiles y militares en varias muertes y desapariciones cometidas en el Magdalena Medio, incluyendo la desaparición de 19 comerciantes que transitaban por la zona. Sólo 3 funcionarios sobrevivieron a la masacre.

Según versiones dadas a la justicia por parte del paramilitar Alonso Vaquero Agudelo, alias ‘Negro Vladimir’, la orden de asesinar a los investigadores fue dada por uno de los líderes del Cartel de Medellín, Gonzalo Rodríguez Gacha.

La masacre del Campín y otros hechos de violencia de la historia de Santander
La bomba contra Vanguardia

16 de octubre de 1989: 100 kilos de dinamita destruyeron las instalaciones del diario Vanguardia Liberal. Los explosivos fueron dejados en un carro Renault 4 amarillo a la entrada del medio de comunicación y cobró la vida de tres de sus trabajadores. El atentado fue ordenado por Pablo Escobar Gaviria, jefe del Cartel de Medellín, ante las denuncias contra el narcotráfico y nexos de la mafia con el poder publicados por el periódico.

Semanas antes del atentado, la casa periodística celebraba 70 años de su fundación. Al día siguiente de la tragedia, la primera página se tituló ‘Duelo y destrucción’, y la editorial: “¡Aquí estamos!” y decía, entre otras cosas, lo siguiente:

“…un carro bomba destruyó casi todas las instalaciones de Vanguardia Liberal. Nos ha tocado el turno en la espiral de violencia terrorista que viene desangrando y desgarrando a Colombia…Los periodistas no somos soldados ni disponemos de brigadas para combatir en la guerra. La información, la crítica y la opinión son nuestras únicas armas. No podemos hoy, compungidos ante las ruinas de lo que hasta ayer fue un diario moderno, hacer otra declaración que no sea la de expresar nuestra fe en la libertad de expresión como pilar insustituible de todas las libertades”.

La masacre del Campín y otros hechos de violencia de la historia de Santander
El asesinato de tres líderes campesinos y la periodista Silvia Duzán

26 de febrero de 1990: paramilitares de las Autodefensas de Puerto Boyacá asesinaron a tres dirigentes de la Asociación de Trabajadores Campesinos del Carare, ATCC, y a la periodista Silvia Margarita Duzán, quien se encontraba haciendo un documental para la BBC de Londres. Los hechos se dieron en el establecimiento “La Tata” en el municipio de Cimitarra.

La ATCC fue una propuesta campesina que buscaba la paz frente al conflicto que vivía la región entre guerrilleros, paramilitares y Ejército. Esta iniciativa llamó la atención del canal 4 de Londres quienes querían hacer un documental, el cual estaría a cargo de la periodista Silvia Duzán.

La Procuraduría General realizó una investigación donde descubrió que para la fecha, había complicidad entre paramilitares y miembros del Batallón General Rafael Reyes y del Noveno Distrito de Policía.

La masacre del Campín y otros hechos de violencia de la historia de Santander
El asesinato de 11 personas en Barrancabermeja

2 de agosto de 1998: 11 personas fueron asesinadas en Barrancabermeja por miembros de las Autodefensas de Santander y Sur del Cesar. El grupo armado había llegado días antes a la zona desde San Rafael de Lebrija.

Los paramilitares habían estado en busca de auxiliadores del Eln. Cinco de las víctimas fueron asesinadas en diferentes barrios y seis más en dos discotecas, dejando varios heridos y golpeando a una mujer embarazada, quien perdió a su bebé debido a la agresión.v

en el departamento.

producci

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *