Hay preocupación por pesca ilegal en la ciénaga Miramar

 Hay preocupación por pesca ilegal en la ciénaga Miramar

La Aunap advierte que se ha detectado que las personas que pescan ilegalmente en la Miramar aplican métodos para quitarle al pescado las características irregulares, como el olor a lodo.

Los más recientes operativos de las autoridades en la ciénaga Miramar en contra de la actividad pesquera, que en este espejo de agua está prohibida dada su contaminación, permitieron hacer un hallazgo que las dejó bastante preocupadas por el riesgo que representa para la salud de los barranqueños.

Y es que las personas inescrupulosas que insisten en sacar pescado de este espejo de agua para su posterior comercialización ahora lo hacen por medio de trasmallos, lo cual agiganta los factores de riesgo, ya que el número de personas que podrían llegar a consumir estos ejemplares aumenta.

Así lo advierte Javier Ovalle, funcionario de la Aunap (Autoridad Nacional de Acuicultura y Pesca), quien señaló que incluso ya hay personas que están aplicando métodos especiales para camuflar el pescado y venderlo más fácilmente.

“El trasmallo es un arte de pesca que les permite a estas personas capturar muchos más ejemplares, tanto de bocachico como de mojarra lora, en la Miramar.

“Estamos muy preocupados porque no sabemos qué tanta comunidad está consumiendo este pescado, ya que las personas que realizan esta pesca ilegal, le están haciendo un tratamiento para reducirle ostensiblemente el sabor a lodo que genera esta ciénaga. Es un pescado que puede estar contaminado por coliformes fecales, que es bastante patógeno y que puede generar serios traumatismos en la salud de los consumidores”, señaló el experto en el arte de la pesca.

Tarea de todos

El funcionario de la Aunap le pidió a la comunidad porteña no solo abstenerse de comercializar pescado de dudosa procedencia, sino denunciar a quienes estén vendiendo ejemplares que hayan sido pescados en la ciénaga Miramar.

“Nosotros le pedimos a la comunidad en general que tenga mucho cuidado y nos esté avisando cuando vean a gente pescando en este espejo de agua.

Tenemos la fortuna de contar con la Armada y la Policía Nacional, hombres de quienes hemos recibido el apoyo en las acciones de control en esta ciénaga, porque como Aunap tenemos un problema serio en la capacidad operativa por falta de personal”, indicó Ovalle.

Cabe señalar que la Aunap está a la espera de los resultados de un estudio que se contrató hace dos años, que mediría el grado de contaminación de la ciénaga.

“Hicimos unos muestreos de tejidos de peces con el apoyo de la Secretaría de Salud y el Invima, y estamos a la espera de que la Secretaria de Salud nos socialice los resultados que el Invima entregó sobre estos muestreos y seguramente va a haber un tema grave con los metales pesados”, sentenció el funcionario de la Aunap.

producci

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *